En esta página reempresndo algunas historias escritas en el pasado que al final abandoné por problemas de falta de ganas e imaginación. Más que nada, son historias absurdas, sin sentido que tiempo atrás a alguien le parecieron divertidas y que voy a ver si puedo seguir tirando adelante con ellas.

La verdad, es que es una página extra, expiatoria y de desahogo de cosas que jamás pondría en mi blog: Muerde o Serás Mordido.

Tal vez me haya vuelto demasiado vieja y ya no tenga tanta imaginación, veremos.